Bienvenido!

Molde lirio del valle para Springerle - House on the Hill

32,90 €
+ -
Características del producto

Dos son los ingredientes peculiares y esenciales de las recetas de galletas Springerle: el aroma de anís y el bicarbonato de amonio o hartshorn. Este último es el precursor de la levadura química y aporta un procesamiento explosivo y rápido para productos que se hornean en corto período de tiempo. El hartshorn permite que las galletas Springerle se horneen rápidamente manteniendo su característico color blanquecino. No es recomendable sustituir el bicarbonato de amonio por levadura química. En cambio, el aroma de anís puede sustituirse por cualquier otro aroma, como naranja, limón...

Actualmente existen dos libros en español donde podrás encontrar recetas de galletas Springerle: Cupcakes, cookies y macarons de alta costura, de Patricia Arribálzaga, y Boutique de Pastelería, de Peggy Porshen.

Estos moldes también pueden usarse con fondant y mazapán.

Vídeo sobre la elaboración de las galletas Springerle (incluye receta)

 


Molde lirio del valle para galletas Springerle.

Tan extraordinariamente profundo que casi se pueden coger las flores de la galleta.

Medidas: 6,98 x 10,16 cm.

Molde de excelente calidad para realizar hermosas galletas Springerle. Tallados a mano sobre resina y un compuesto de madera, nuestros moldes cuentan con detalles de gran profundidad, que permiten obtener un resultado perfecto.

El origen de las galletas Springerle se remonta a hace más de 500 años, en Alemania, donde las imágenes en relieve de estas galletas servían para contar historias cuando la mayoría de la gente no sabía leer ni escribir.

Así se contaban bodas, nacimientos, victorias o celebraciones tradicionales. Los moldes para Springerle son moldes llenos de historia familiar, tradición y cultura.

Los moldes originales, esculpidos en arcilla, madera o metal, ahora forman parte de museos y colecciones privadas, y las réplicas que tenemos en nuestra tienda son fieles reproducciones talladas a mano de esos modelos originales, algunos de los cuales datan de la década de 1600.

Puesto que los moldes originales tenían imperfecciones superficiales tales como grietas y agujeros de gusano, las réplicas imitan estas características, que no son defectos y añaden un sentido de autenticidad y encanto.

Este molde es la combinación perfecta para usar con el cortador de cobre ovalado.

Opiniones de usuarios
Identificate para dejar tu opinión
Utilizamos "cookies" para ofrecerte un mejor servicio. Si continúas navegando entendemos que aceptas su uso. Más información
x