Bienvenido!

Cupcakes de chocolate con frosting de queso y limón

Cupcakes de chocolate con frosting de queso y limón

Cupcakes de chocolate con frosting de queso y limón

Debo confesar que le tenía un miedo terrible a los cupcakes. Enfrentarme a esos pequeños pastelitos era una tarea pendiente desde hace mucho, mucho tiempo.

Tengo una lista larguísima con recetas que quiero hacer, cosas que veo por ahí o que se me ocurren y apunto… Y que voy eliminando de la lista conforme voy haciendo. Pero los cupcakes estaban siempre ahí, nunca llegaba su momento. Tenía un miedo atroz a que la magdalena me creciera con demasiado copete, a que no supiera extender el frosting de manera bonita… Bueno, a mil cosas. Y sigo teniéndoles miedo. Por eso esta receta es tan sencilla, sin apenas decoración, sin atreverme aún a coger la manga pastelera y hacer esas decoraciones tan bonitas que hacen personas como Alma.

Y a cuento de Alma… también debo confesar que fue la envidia, y solo la envidia, la que me movió a hacer mis primeros cupcakes. No solo la fe mueve montañas. 🙂

Y este es mi modesto comienzo…

CUPCAKES DE CHOCOLATE, QUESO Y LIMÓN

INGREDIENTES (para 12 cupcakes)

Para los cupcakes:

  • 115 gr de mantequilla a temperatura ambiente
  • 260 gr de azúcar
  • 2 huevos grandes
  • 125 gr de harina
  • 1/2 cucharadita de levadura
  • 1/4 de cucharadita de bicarbonato
  • 1 pizca de sal
  • 50 gr de cacao puro en polvo
  • 110 gr de leche

Para el frosting de queso y limón (visto aquí):

ELABORACIÓN

Para los cupcakes:

  • Batimos con varillas eléctricas (o Kitchen Aid, Thermomix con mariposa o similar) la mantequilla con el azúcar hasta que le mezcla esté suave y se vuelva blanquecina.
  • Añadimos los huevos, de uno en uno, y batiendo bien cada vez.
  • Aparte, mezclamos bien el harina, la levadura, el bicarbonato, la sal y el cacao puro en polvo.
  • Mezclamos ambas preparaciones  poco a poco, removiendo suavemente, y añadimos también poco a poco la leche.
  • Llenamos las cápsulas hasta la mitad con masa, colocamos en un molde de metal para magdalenas (a menos que uséis cápsulas firmes, como las mías, o de silicona) y horneamos a 160º durante 20 minutos o hasta que salga el cake tester limpio.
  • Dejar enfriar sobre una rejilla.

Para el frosting de queso y limón:

  • Batimos muy bien la mantequilla con el azúcar (de nuevo con varillas eléctricas, Kitchen Aid, Thermomix con mariposa…) hasta que la mezcla se vuelva blanquecina.
  • Añadimos el queso y el aroma, y seguimos batiendo, esta vez más suavemente, hasta que se integren bien todos los ingredientes.

Montaje:

  • Una vez fríos los cupcakes, extendemos el frosting con ayuda de una espátula y decoramos al gusto. (Yo he utilizado un poco de té matcha en polvo y rosas enanas secas).
Print Friendly
María

Maria Lunarillos

Jiennensa de nacimiento pero tinerfeña de adopción (y corazón), me gusta encender el horno cuando viene lluvia, embadurnarme de harina mientras las gotas de agua golpean en la ventana y dejar que el olor a bizcocho y a tierra mojada impregnen juntos la casa. Soy compleja pero aspiro a ser simple, minimalista por dentro y por fuera. Y busco hacer lo mismo con mi cocina, para quedarme con lo más puro, lo más simple y lo más hermoso, porque la grandeza se esconde en los detalles más pequeños.

46 Comentarios
  • chez silvia

    20 febrero, 2012 at 10:21 Responder

    Hija!!!! por qué haces cosas tan bonitas y tan buenas!!!!!!!! pues porque sabes un montón hacerlas….ja ja!!! me encanta!!!! besos y feliz semana!

  • Aprendiz de Repostera

    20 febrero, 2012 at 10:18 Responder

    ¡Geniales! Prueba superada porque te han quedado preciosos y seguro que deliciosos!

  • pepacooks

    20 febrero, 2012 at 10:18 Responder

    Bueno, se ve que has decidido volver a tope después de “tu descanso”.

    Espero que nos sigas acompañando a menudo, que te he echado de menos.

1 2 3 13

Envía un comentario