Bienvenido!

Como-cubrir-con-crema-una-tarta-de-capas-300

Cómo cubrir con crema una tarta de capas

Cómo cubrir con crema una tarta de capas

Retomando el hilo que empezamos en el artículo sobre cómo hacer una tarta de varias capas o layer cake, hoy nos ocupamos de cómo cubrir con crema una tarta de capas.  Vamos a usar una rica crema de mantequilla o buttercream preparada tal como contábamos aquí, pero con unas onzas de chocolate derretido. Es que tengo un chocoadicto en casa.

Para esta lección partiremos de la tarta ya rellena como explicamos en la técnica de cómo hacer la tarta a la que hemos hecho referencia en el párrafo anterior. En primer lugar y como os comento siempre, haremos una perfecta mise en place, es decir, prepararemos todos los ingredientes y utensilios necesarios, en este caso:

  1. La propia tarta, ejem, que pondremos en un pedestal. Si es giratorio como este, mejor que mejor. No es imprescindible, pero facilita un montón la tarea. Si no queremos manchar el pedestal, colocaremos unas tiras de papel como se ve en las fotos, que retiraremos cuando la crema esté bien dura.
  2. Un bol con la crema que vayamos a usar para la cobertura, que si es buttercream deberá estar a temperatura ambiente.
  3. Una espátula acodada.
  4. Un rascador o scraper. La crema se puede igualar con la espátula acodada también, pero el rascador permite alisar los lados de la tarta estupendamente, al mantener una perpendicularidad perfecta con la fuente o el soporte.
  5. Un recipiente con agua caliente, para mojar los utensilios.
  6. Papel de cocina a tutiplén.

Y empezamos. Lo primero que hacemos es darle a la tarta lo que los anglosajones llaman la crumb coat, es decir, una capa para fijar las migas y que no se nos mezclen con la crema. Es una capa fina cuyo único objeto es ese, fijar las migas. Por ello se aplica y luego se refrigera la tarta por completo, para que la capa quede dura y no arrastremos ninguna miga al dar la cobertura exterior. Yo empiezo el día anterior, así dejo la tarta en la nevera toda la noche y al día siguiente la crema está muy durita.

Como cubrir con crema una tarta de capas

Aplicamos una generosa cantidad de crema con la espátula, cubriendo perfectamente todos los huecos. Después pasamos la espátula o el rascador en perpendicular al plato, rebañando la crema y alisándola a un tiempo, a ras del bizcocho, no importa que éste se “transparente”. Cada vez que levantemos la espátula o el rascador de la tarta lo limpiaremos con el papel de cocina y lo meteremos en el agua caliente.

Como cubrir con crema una tarta de capas

Alisamos la parte superior lo mejor que podamos, también a ras de bizcocho, aunque la capa recogemigas no hace falta que nos quede perfectamente lisa, pues luego la vamos a recubrir. Metemos la tarta en la nevera para que se ponga firme.

Como cubrir con crema una tarta de capas

Mucho ojo, porque la crema que rebañamos en esta fase no la podemos reciclar para usarla luego, porque tenemos muchas probabilidades de que tenga migas que se notarían. Como a mí me da mucha rabia no poderla usar, siempre soy bastante rácana con la crema que aplico para la capa recogemigas. Pero eso es un problema personal que yo tengo.

Como cubrir con crema una tarta de capas

Cuando tenemos la capa recogemigas bien durita, aplicamos la cobertura final de igual manera, poniendo bien de crema por arriba y por los lados de la tarta. Alisamos bien los lados con la espátula o el rascador, en varias pasadas y con mucha delicadeza, limpiando la herramienta entre pasada y pasada. Veréis que no es difícil, solo hace falta un poco de práctica.

Como cubrir con crema una tarta de capas

Para unos bizcochos de 25 cm de diámetro he utilizado dos tandas de esta crema de mantequilla, que está deliciosa. Aquí os mostramos únicamente la cobertura con un acabado liso, mondo y lirondo, pero encima de esta cobertura lisa podemos hacer todas las florituras que se nos ocurran. Aunque eso, queridos, lo dejamos para otro capítulo.

Cómo cubrir con crema una tarta de capas

Después de esta explicación no podréis decirme que no sabéis cómo cubrir con crema una tarta de capas… si está chupao, hombre. Todo es hacer unas 20 tartas hasta que os queden perfectas…

Print Friendly
Miriam

Miriam

Traductora de inglés a español y química durante 15 años en una vida anterior. Vivo en un pueblecito cerca de Madrid, Galapagar, y trabajo en casa; soy una gran afortunada. Tengo pareja y dos niños con poca sensibilidad gastronómica. De momento. Pero por lo que estoy aquí es por mi afición a la cocina en general y a la repostería en particular, que me viene de familia, de mi madre y de mi abuela paterna. Y esta afición me ha llevado, además de a tener un blog de cocina con el que me lo paso pera, El invitado de invierno, a impartir algún que otro curso de cocina en la escuela de Madrid La Cocina de Babette.

18 Comentarios
  • Mery

    10 octubre, 2013 at 10:07 Responder

    Buenos días!!! Que se puede usar como rascador, si no tenemos rascador??? Besos

    • Miriam

      Miriam

      10 octubre, 2013 at 16:15 Responder

      En el post decimos que el rascador no es imprescindible, al igual que el plato giratorio, aunque por supuesto que ambos facilitan mucho la tarea. Si no tienes rascador puedes usar la misma espátula acodada, con cuidado también se pueden igualar bien los lados.

  • carmen santana

    10 octubre, 2013 at 9:19 Responder

    Enhorabuena por el cambio del blog, me encanta. Tengo un problemilla, no me gusta el buttercream!!!
    Podéis hacer un recopilatorio con las alternativas al Buttercream??

    Muchas gracais

    • Miriam

      Miriam

      10 octubre, 2013 at 16:13 Responder

      Con el tiempo iremos publicando todo tipo de opciones, todo se andará ;).

  • María

    10 octubre, 2013 at 9:06 Responder

    Una muy buena entrada

Envía un comentario