29
julio

Muffins salados de parmesano y espinacas

 

muffin salados

No sé por aquellas latitudes, por aquí el veranito acaba de llegar con toda su fuerza, le ha costado, pero ha llegado.  Con estas temperaturas tórridas y lo más que se le puede pedir al fin de semana es un pic-nic al lado de un río o una piscina, como cuando era pequeña… ¡qué tiempos aquellos! En mi casa se preparaban bocadillos con todos los rellenos posibles y se comían en compañía de la familia. Por aquel entonces ya tenía muy buen paladar y no me hubiera importando encontrarme en el menú estos muffins salados de parmesano y espinacas.

Estos muffins son pequeños bizcochitos salados que hoy os presento con un relleno que me encanta, pero que se pueden preparar con casi cualquier ingrediente que tengáis en casa. Son fáciles, rápidos y estupendos para preparar con niños. Además, les encantarán.

El secreto para un buen muffin, ya sea salado que dulce, está en mezclar primero los ingredientes líquidos, batiéndolos bien, para después añadir los ingredientes secos, no mezclándo demasiado la masa. Puede que nos parezca que quedan demasiados grumos pero es la fórmula secreta para conseguir una masa que sube muy bien y queda jugosa por dentro. ¿Os atrevéis?

Muffins salados de parmesano y espinacas

Ingredientes para 10-12 muffins:

  • 450 g de harina
  • 3 cucharaditas de levadura en polvo
  • 100 g de parmesano
  • 70 g de espinacas baby
  • Guindilla seca (opcional)
  • 275 ml de leche entera
  • 3 huevos
  • 70 g de aceite de oliva o girasol
  • 2 cucharaditas de sal fina

Elaboración:

  • Calentamos el horno a 180°. Rallamos el queso parmesano. Reservamos.

muffin salados

muffin salados

  • En un bol mezclamos la leche, el aceite y los huevos. Batimos bien, a mano o con máquina.

muffin salados

  • En este punto podemos añadir los ingredientes secos: harina, levadura, el queso rallado, la guindilla (si la utilizáis) y la sal. Mezclamos con una espátula de silicona, con movimientos envolventes de abajo hacia arriba. Los ingredientes no han de quedar completamente incorporados. Podrán quedar algunos grumos. Por último, incorporamos las espinacas y removemos de nuevo con la espátula.

muffin salados

  • Rellenamos las cápsulas con la masa que no deberá llegar a más de 2/3 de su capacidad, ya que durante la cocción los muffins suben mucho.

muffin salados

  • Colocamos un tomatito en cada muffin, delicadamente, sin empujarlo mucho para que no se hunda en la masa.

muffin salados

  • Metemos en el horno y dejamos cocer durante unos 20-25 minutos. Terminamos con el grill, a máxima potencia, durante 2-3 minutos o hasta que la superficie esté doradita. Una vez listos, sacamos los muffins del horno y dejamos que se enfríen completamente antes de servir.

muffin salados

Es muy importante no abrir el horno antes de que nuestros muffins salados de parmesano y espinacas hayan subido del todo; el cambio brusco de temperatura podría hacer que se bajaran o que no subieran bien. Para saber si están listos utilizaremos la técnica del palillo de dientes. Insertaremos un palillo en el centro, si éste sale seco los muffins están en su punto; si por el contrario sale con un poco de masa pegada tendremos que dejarlos algunos minutos más.

Print Friendly