Bienvenido!

manzanas asadas con frutos rojos

Receta de manzanas asadas con frutos rojos

manzanas asadas con frutos rojosEsta semana continuamos con recetas ligeras, o al menos lo intentamos, procurando eliminar de nuestros ingredientes aquellos que aumentan el valor calórico y favoreciendo las cocciones que necesitan menos grasas. Por eso hoy vamos a preparar una receta de manzanas asadas con frutos rojos

Aunque es un postre muy visto en nuestras cocinas, hoy las prepararemos de una forma distinta: las rellenaremos con frutos rojos y las vamos a endulzar con un poco de miel de agave, licor de naranjas amargas (Grand Marnier) y a condimentar con un poco de tomillo seco, y canela.

Estas deliciosas manzanas rellenas las podremos servir calientes, a temperatura ambiente o frías, ya que su sabor es muy agradable de cualquier forma. Hoy las acompañaremos con una salsa de yogur y esperamos que os gusten. No nos extendamos más en esta introducción y empecemos a preparar las manzanas.

Manzanas asadas con frutos rojo 

Ingredientes:

  • 4 manzanas reineta o grany smith
  • 120 ml de miel de agave
  • Una pizca de sal
  • 4 ramas de canela
  • Un par de pizcas de tomillo seco (opcional)
  • Un par de pizcas de nuez moscada recién molida
  • 100 g de frutas rojas: moras, grosellas, arándanos, etc.
  • 120 ml de Grand Marnier u otro tipo de licor (opcional)
  • 4 cucharaditas de mantequilla
  • 250 ml de yogur griego o natural
  • 4 cucharadas de miel de agave para el yogur
  • Canela en polvo para decorar
  • Fruta roja para decorar

Elaboración:

  • Calentamos el horno a 180º C. y, con un pincel, untamos de mantequilla una fuente de horno pequeña.
  • Lavamos y retiramos el centro las manzanas con ayuda de un descorazonador.preparamos el molde y las manzanas
  • Ponemos las manzanas en la fuente de horno.
  • Rellenamos con los frutos rojos y rociamos una cucharada de miel de agave sobre cada manzana.colocamos las manzanas en una fuente
  • Ensartamos una rama de canela a cada manzana.
  • Rociamos cada manzana con un poco de tomillo, nuez moscada y una cucharada de miel de agave, de tal forma que moje bien las frutas rojas.rellenamos las manzanas
  • Colocamos una cucharada de mantequilla sobre el relleno y volvemos a mojar con otra cucharada de miel.
  • Rociamos las manzanas con el Grand Marnier, si lo usamos.ponemos mantequilla y licor
  • Horneamos durante media hora o hasta que las manzanas estén tiernas cuando las pinchemos con una brocheta. Las retiramos del horno y las dejamos reposar unos minutos antes de servirlas.
  • Mezclamos el yogur con las cuatro cucharadas de miel en un cuenco. Servimos las manzanas decoradas con frutos rojos, canela en polvo y con la salsa aparte.horneamos las manzanas

Si no estamos muy agobiados por los excesos de fin de año podemos acompañar esta receta de manzanas asadas con frutos rojos con un sorbete de frambuesas, un helado de vainilla o sencillamente con unas natillas y un rico vino dulce.

manzana asada con frutos rojos

Algunos consejos útiles:

  • Podemos sustituir la miel de agave por miel de flores, o por la miel o melaza que más nos guste.
  • El tomillo le viene muy bien a las manzanas dulces, aunque se puede prescindir de él en caso de que la combinación nos resulte extraña.
  • Las frutos rojos a veces no se encuentran fácilmente, pero podremos sustituirlas por mezclas de frutos rojos congelados, más fáciles de encontrar en el mercado en cualquier época del año.
  • Si no tenéis Grand Marnier y queréis añadirle un licor podéis sustituirlo por ron, whisky o incluso vodka.
  • La salsa de yogur es para añadirle cierta cremosidad y suavidad a las manzanas, pero se puede eliminar de la receta.
  • A mí me gusta ver las manzanas “reventonas”, pero si no os gustan así podéis pincharlas con una brocheta o hacerles un corte horizontal poco profundo, de forma circular, por todo el perímetro de la piel.
Print Friendly
Raúl

Raúl

La cocina y la fotografía han sido, desde que era muy pequeño, dos de mis grandes pasiones. Disfrutaba en casa destapando las cazuelas en las que hervían los guisos y, apenas con seis años de edad, empecé a saborear la primera cámara que mis padres me regalaron por Navidades. Había que estudiar algo "respetable" y "serio", y mis primeros estudios se encaminaron a cursar la carrera de arquitectura. Ya con el título en la mano, y después de trabajar durante un tiempo en arquitectura -y con la familia contenta-, decidí aprender cocina y fotografía en profundidad. Aprendí de grandes maestros en ambos campos y todavía sigo haciéndolo. En la actualidad mezclo recetas, técnicas e historias de cocina con fotografía en El Oso con Botas.

No hay comentarios

Envía un comentario