1
julio

Sorbete de manzana verde. Receta fácil

 

sorbete de manzanas verdes

El verano ya está aquí y, como os había prometido en el último post, nuestras recetas abandonan los hornos y pasan a ser rápidas, ricas y muy, muy refrescantes. Y para cumplir con estas tres condiciones hoy proponemos una receta fácil de sorbete de manzana verde.

La base de cualquier sorbete es siempre fruta fresca o congelada que se mezcla con azúcar, mieles o almíbares para darles gusto y suavizar su textura una vez congelados. Podéis encontraros también recetas de sorbetes hechos con claras de huevo montadas para añadirles aire y suavidad (más conocidas en algunos lugares como “nieves”).

Nosotros lo haremos de una forma sencilla y rápida, pero será necesario tener el almíbar ya frío para echar la preparación en una máquina de hacer helados o para poder meterlo en el congelador e irlo batiendo … ¡Sí, si no contáis con una máquina también podéis hacer el helado! Así que no tenéis excusa que valga.

Sorbete de manzanas verdes

Ingredientes:

Almíbar simple:

  • 350 g de azúcar
  • Una rama de canela partida a la mitad
  • Una pizca de sal
  • 350 g de agua
  • El zumo de un limón

Para el sorbete:

  • 900 g de manzanas Granny smith descorazonadas
  • El zumo de dos limones
  • 570 g de almíbar simple de canela
  • Una pizca de sal

Elaboración:

  • Un día antes ponemos el azúcar, la canela, la pizca de sal y el agua en un cazo.
  • Lo llevamos a ebullición y dejamos hervir tres minutos a fuego alto.hacemos el almíbar simple
  • Echamos el zumo de limón y guardamos en un tarro tapado hasta el día siguiente.
  • Lavamos y descorazonamos nuestras manzanas Granny smith sin quitarles la piel.descorazonamos-manzanas
  • Las troceamos y las vamos echando en un cuenco con agua mezclada con la mitad del zumo de los limones para que no se oxiden.
  • Las escurrimos, las echamos en el vaso de un procesador de alimentos junto con el almíbar simple, el zumo de limón restante y la pizca de sal, y hacemos un puré. Cuanto más fino nos quede el puré mejor textura tendrá nuestro sorbete.troceamos y trituramos
  • Pasamos el puré por un colador para dejarlo lo más fino posible.
  • Echamos nuestra preparación en una máquina de hacer helados y la ponemos en marcha según las indicaciones del fabricante.colamos y ponemos en la máquina de helados
  • Pasamos el sorbete a un recipiente para helados y lo metemos en el congelador un par de horas para bajar un poco más los grados de temperatura, que seguramente en verano siempre nos harán falta.
  • Sacamos nuestro sorbete un par de minutos antes de servirlo para que no esté tan frío y con un racionador de helados hacemos varias bolas, y las servimos en tarrinas.guardamos en un recipiente

Cuando tengamos lista nuestra receta de sorbete manzana verde y la hayamos tenido un rato en el congelador, podremos disfrutar de un rico y refrescante tentempié de media tarde o de postre. Estamos seguros de que con este sorbete el calor se os pasará en un pispás.

sorbete de manzanas verdes 1

Algunos consejos útiles:

  • No pelamos las manzanas porque la piel ayudará a obtener un color verde muy vistoso. Podéis retirarla si no os gusta.
  • En otoño podéis asar las manzana para darle un sabor y una textura más agradable al sorbete.
  • Cuanto más azúcar contenga nuestro sorbete más suave será su textura, pero también corremos el peligro de que no se nos llegue a congelar completamente al tener un contenido muy elevado de azúcar.
  • La formula maestra para esta receta es el 63% del peso del puré de la fruta en almíbar simple. Se puede añadir desde el 25% al 75% del peso de la fruta, pero el grado de congelación será alto o inferior según sea el porcentaje utilizado.
  • Si no disponemos de una máquina de hacer helados en casa bastará con meter el puré edulcorado en un recipiente (mejor si es metálico) y lo tendremos que batir con unas varillas, cada hora aproximadamente, hasta que consigamos la textura de sorbete.
  • Para aquellos de vosotros que no podéis usar azúcar os digo desde ya que podéis sustituir el almíbar por cualquier edulcorante, pero tened en cuenta que la función principal del azúcar es la de evitar que el contenido de agua en el sorbete alcance el punto de congelación, así conseguiremos un sorbete de textura suave.
Print Friendly