Title Image

Tarta de piña sin horno


Tarta de piña sin horno

Esta tarta de piña sin horno es un clásico de los postres cómodos y que triunfan, porque no hay que ser ningún experto para hacerla y siempre queda bien. Un postre de los que se deberían enseñar en los colegios porque se hace con leche evaporada, leche condensada, piña en conserva, gelatina y poco más.

Esta tarta de piña la podemos preparar en formato redondo o en formato rectangular, que también queda muy bonita. La receta procede de nuestra amiga Recetas de Mamá.

Encuentro que para esta tarta resulta muy cómodo, de manejar y de dar la vuelta, un molde de silicona. Estos moldes pesan muy poco por lo que dar la vuelta cogiendo a la vez la fuente y el molde no cuesta mucho, y la tarta o flan se despega sin problemas porque son flexibles.

Tarta de piña sin horno

Ingredientes (para un molde de 25-26 cm):

Tarta

  • 652 ml de leche evaporada
  • 500 g de leche condensada
  • 2 1/2 sobres de gelatina de piña o limón
  • 820 g de piña en conserva al natural (con su jugo)
  • Un paquete de 12 bizcochos de soletilla

Caramelo

  • 150 g de azúcar
  • Un chorro de agua

Elaboración:

Caramelo

  • Ponemos el azúcar y el agua en un cazo y llevamos a ebullición, sin remover, hasta que empiece a tomar color ámbar.
  • Vertemos el caramelo en el fondo del molde elegido, colocamos el molde sobre una superficie plana, como una bandeja de horno para trasladar la tarta con comodidad, y dejamos enfriar.

receta tarta pina sin horno

Tarta

  • Escurrimos bien la piña de su jugo en un bol sobre un colador, reservando el jugo. Escogemos cuatro o cinco rodajitas con buen aspecto para ponerlas encima de la tarta y las reservamos. Cuando el caramelo esté endurecido colocamos la piña encima.
  • Troceamos el resto de la piña y reservamos.

receta tarta pina sin horno

  • Calentamos la mitad de la leche evaporada en un cazo hasta la ebullición. Agregamos entonces la gelatina de sabor y mezclamos hasta que se disuelva con una espátula.
  • Agregamos el resto de la leche evaporada, la leche condensada, el jugo de la piña y los trozos de piña reservados, y mezclamos bien.

receta tarta pina sin horno

  • Vertemos toda la mezcla en el molde con el caramelo y distribuimos las soletillas por encima, rompiendo alguna para cubrir toda la superficie lo mejor que podamos.

receta tarta pina sin horno

  • Apretamos un poco los bizcochos para que se empapen, porque tienden a flotar ligeramente.
  • Cuando la tarta esté fría la metemos en la nevera y dejamos que se ponga firme por lo menos 12 horas. Por último, desmoldamos con cuidado sobre un plato grande o stand para tartas.

receta tarta pina sin horno

Esta tarta de piña sin horno es tan deliciosa como efectiva, con un acusado sabor a piña si usamos la gelatina de este sabor. Una estupenda forma de iniciarse en la repostería y uno de esos postres que gusta a todo el mundo. Volverán a por más.

Miriam

Miriam

Traductora de inglés a español y química durante 15 años en una vida anterior. Vivo en un pueblecito cerca de Madrid, Galapagar, y trabajo en casa; soy una gran afortunada. Tengo pareja y dos niños con poca sensibilidad gastronómica. De momento. Pero por lo que estoy aquí es por mi afición a la cocina en general y a la repostería en particular, que me viene de familia, de mi madre y de mi abuela paterna. Y esta afición me ha llevado, además de a tener un blog de cocina con el que me lo paso pera, El invitado de invierno, a impartir algún que otro curso de cocina en la escuela de Madrid La Cocina de Babette.

Slide ¿YA HAS ELEGIDO NUEVA RECETA? PÁSATE POR LA TIENDA, Y ENCUENTRA EL UTENSILIO PERFECTO. IR A LA TIENDA >